in

La vanguardia de Tesla: Hombres/Mujeres

Hay una fuerza retentiva en el carácter de la mujer que se refleja, por ejemplo, en la comunicación y con lo intensamente preguntona que es la mujer.

“¿Me querés?, ¿Y cómo te fue?, ¿A qué hora llegaste?, ¿Y quién estaba?, Y cómo se veía?, ¿Y cuánto comiste?, ¿Y qué te dijo?”… Preguntas que, a los hombres, les encanta contestar.

En cambio los hombres viven y olvidan, viven y olvídame, por lo mismo, les cuesta a sentirse culpables de las cosas que hacen.

Los hombres viven, la cagan, se olvidan y siguen: por eso es más fácil para ellos solucionar los conflictos que para la mujer son francamente irracionales. Dónde pueden haber estado hace 2 minutos atrás habiéndose dicho barbaridades y después están jugando un partido de fútbol o viendo una película como si nada hubiese pasado. Es otra de las razones por las que pueden tener pareja inmediatamente después de separarse y para la mujer significa que esa mujer nueva ya venía desde antes en la vida del hombre y, en realidad, no es así sino que tiene que ver con el carácter objetivo del hombre y sus decisiones terminantes.

ON MY BLOCK

Hay alguien en tu casa